Jabón de cacaoEl chocolate es mi gran debilidad. Es que… ¿quién se puede resistir a ese sabor?! Por eso es bastante comprensible que el jabón de cacao sea también mi preferido. En mi baño nunca falta una pastilla. Es el que más utilizo y he conseguido llegar a una fórmula perfecta para mi piel. Antes, cuando utilizaba geles comerciales, y llegaba el invierno, tenía la piel de las piernas descamada. Desde que uso mi jabón casero y artesano, ese problema desapareció. Además, (no sé si es mi imaginación o mis ganas) con mi jabón de cacao, mi tono de piel es un poquito más oscuro :). Sabemos que el jabón no hace milagros. Es un producto que está poco tiempo en la piel, pero… no sé… con el uso continuado yo creo que algo hace.

La pastilla que ves en la foto es el primero que hice de este tipo. Después lo he ido cambiando ligeramente y añadiendo algún aceite más. A continuación verás esta primera fórmula, aunque básica, es perfectamente válida y te servirá como punto de partida para elaborar la que se adapte mejor a tu piel.

¿Te animas a probarla?

Para una barra de 1Kg necesitarás:

238 gr. de aceite de oliva
238 gr. de manteca de karité
136 gr. de aceite de coco
68 gr. de aceite de almendras
15 gr. de cacao 100% puro
90 gr. de sosa (NaOH)
232 gr de agua destilada
20 gotas de tocobiol C

¿CÓMO SE HACE?

Antes de comenzar, ponte guantes, mascarilla y gafas. Es muy importante que sigas estas medidas de seguridad. La sosa, es irritante y puede producir heridas graves en la piel, ojos y vias respiratorias.

Despues sigue estos pasos

1. Pesa todos los ingredientes de forma precisa. Las cantidades deben ser exactamente las que se indican en la fórmula.
2. Vierte la sosa sobre el agua (nunca al revés) y deja que se enfríe hasta los 40 o 50 ºC
3. Licua el aceite de coco (si está sólido) y la manteca de karité. Puedes hacerlo al baño maría o también en el microondas.
4. Une todos los aceites y mantecas, vierte lentamente la disolución de sosa sobre ellos y bate hasta conseguir la traza. Sabrás que has llegado a la traza, cuando la consistencia de la mezcla sea como la de una mayonesa fina. Añade aquí el tocobiol C.
5. Separa la mitad de la traza en un recipiente y disuelve en ella el cacao.
6. Vierte la otra mitad (la que no le has puesto cacao) en el molde y encima de ella la que sí tiene el cacao.
7. Tapa con una toalla o manta el molde para que no pierda el calor.
8. Deja que endurezca durante 24h.
9. Desmolda y corta

Después debes dejar las pastillas en un lugar seco y protegido de la luz solar, durante 4 a 6 semanas. Cuando haya pasado este tiempo, comprueba el pH con tiras medidoras, y si el valor está entre 7 y 8, ya lo puedes utilizar.

Disfruta de tu baño!